Leche para gatos: ¿es buena para ellos?

Leche para gatos: ¿es buena para ellos?

Leche para gatos

Existe toda un aura cultural alrededor de esta imagen, donde un gatito es alimentado con un tazón de leche para gatos y, es hasta ahora que  nos preguntamos si estas prácticas son saludables para el animal o no. El gato, al ser como cualquier otro mamífero, necesita ser amamantado con la leche de su progenitora para que pueda sobrevivir las primeras semanas de vida. Dado que es esta leche y ninguna otra, la que puede proveerle de los nutrientes necesarios para mantenerse sano. Además esta leche es la que su sistema digestivo está preparado para recibir.

No te pierdas nuestras entradas.

Leche para gatos: ¿pueden consumir lácteos?

Los gatos, al igual que los humanos y otros mamíferos, deben ser amamantados y alimentados por su madre exclusivamente, puesto que esta es la única leche que su sistema digestivo puede procesar. Si esto no es posible, lo mejor será recurrir a un nutricionista veterinario para determinar qué y cuál tipo de alimentación suministrar al felino, para proteger su salud y brindarle un alimento óptimo para sus necesidades.

Si hablamos de un gato adulto al que se le quiere dar leche, lo mejor será acudir al veterinario para que éste nos dé el visto bueno a esta práctica. Sin embargo, muchos son los gatos que consumen leche, espacialmente vacuna, sin que esto les represente ningún tipo de disconformidad digestiva. Ahora bien, ¿pueden entonces consumir lácteos de todo tipo?, la respuesta es sí y no. Si en algún momento le has dado leche de vaca a tu gato, y éste no ha presentado  problemas, pues adelante. Y si por el contrario, si ha presentado alguna perturbación estomacal, evítalo al máximo. Lo más importante y vital es saber que la leche no puede representar la base de la alimentación del felino adulto.

Leche para gatos: la leche y la intolerancia

Si le das leche a tu gato y éste presenta diarrea gato, vómito gato o visibles señales de malestar estomacal, es una clara indicación que debes evitar dársela, porque puede estar presentando intolerancia  a la lactosa. La lactosa es una molécula presente en la leche, especialmente en la leche vacuna, que al ser ingerida y pasar al intestino para su procesamiento, esta molécula debe desintegrarse para que sus nutrientes sean absorbidos. Cuando se es intolerante a la lactosa, esto no ocurre y es cuando los malestares comienzan, por lo que hay que estar atentos al comportamiento de los gatitos. Si tu gato es afortunado y  sufre de lo antes mencionado, solo suminístrale solo un poco de leche un par de días a la semana como parte de una golosina, así evitarás cualquier dolencia a tu amado minino.

¿Te ha gusto la información? ¿Quieres saber más acerca de la alimentación de los gatos? Visita Dogalize y encontrarás todo lo relacionado al cuidado y alimentación de la mascotas